¿Cómo afectará al ecommerce la nueva normativa del Parlamento Europeo?

El pasado miércoles 25 de mayo entró en vigor la  directiva del Parlamento Europeo aprobada en el mes de marzo, en relación a la privacidad y el comercio electrónico, y que está generando un profundo malestar, especialmente entre las empresas de ecommerce y algunas asociaciones.

Restricción al uso de cookies

Uno de los aspectos más polémicos en relación a la aplicación de esta nueva directiva está en la restricción del uso de las cookies. Y es que, a partir de ahora todas las páginas web europeas tendrán que obtener el consentimiento previo de los usuarios para poder proceder al uso e inserción de cookies de seguimiento en sus equipos. Pero vayamos por partes, ¿tenemos claro qué es una cookie? Se tratan de pequeños archivos que algunos sitios web almacenan en el disco duro de sus visitantes. Estos archivos guardan información sobre el consumidor a cerca de sus preferencias, información de  registro, etc… siendo beneficiosa para el usuario en muchos casos, ya que le permiten no tener que repetir acciones cada vez que entra en una página, así como conseguir que éstas se carguen más rápido.

La intención de la Unión Europea es limitar este uso por parte de las páginas webs con el fin de aumentar la privacidad de los consumidores online, pero esta acción llevará consigo irremediablemente el cambio de modelo de negocio en la publicidad online y en el ecommerce en particular: debido a su aplicación, la usabilidad de las webs, la experiencia de navegación y compra en páginas de comercio electrónico se verán sensiblemente afectadas.

¿Cómo será el comercio electrónico a partir de la nueva normativa europea?

Adiós al retargeting

Otra de las profundas modificaciones que sufrirá a priori la publicidad online será la forma en que se segmentará, ya que si el internauta rechaza la inserción de cookies en su equipo no será posible que reciba publicidad relacionada con sus intereses o gustos manifestados en búsquedas anteriores, (conocido como retargeting) y se verá sin embargo bombardeado por impactos de cualquier índole. Por lo que el consumidor perderá gran parte de su experiencia de navegación.

Otras medidas polémicas

Entre otras medidas puestas en vigor el pasado 25 de mayo, el Parlamento Europeo ha decidido ampliar el periodo legal  de devolución de una compra online, actualmente de 7 días. A partir de ahora este plazo se extiende a 14 días para cambiar de opinión y devolver el artículo. Además si el importe de la compra supera los 40 euros, el vendedor online deberá reembolsar los gastos de devolución además de los gastos de envío. Estas medidas podrían poner en riesgo el equilibrio de algunas empresas de Ecommerce ya que en un pedido de 40 euros la pérdida directa para el vendedor puede rondar los 10.

Limitaciones al desarrollo del ecommerce europeo

Por lo tanto, cabe plantearse en qué beneficia este tipo de modificaciones en la normativa del uso de la Red europea,  puesto que este  tipo de acciones está frenando el desarrollo de la innovación tecnológica y sitúa en una posición de desventaja al mercado de la Unión en relación con el resto de mercados internacionales, mucho más flexibles en su legislación.

Y tú, ¿qué opinas de este tema? ¿Suponen estas medidas una traba al desarrollo del marketing online y el comercio electrónico? Cuéntanoslo en el grupo de Retelur en LinkedIn

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s